lunes, 13 de agosto de 2018

RESEÑA DE SUPERMAN #2

SUPERMAN #2 (Octubre 2018)


Guión: Brian Michael Bendis
Dibujo: Ivan Reis
Reseña de Antonio Monfort

RESUMEN

Los efectos de la transición a la zona fantasma empiezan a notarse por todo el planeta y mantienen a Superman ocupado sobremanera. Por si fuera poco, el resto de la Liga está ocupado o sufriendo los efectos secundarios del establecimiento en la nueva dimensión. Al acecho en esta nueva ubicación se encuentra Rogol Zaar, que ve en esta inesperada llegada una segunda oportunidad para ajustar cuentas con el kryptoniano. Pero esta vez no atacará solo, sino que espera reunir un ejército entre las almas que pueblan el espacio de castigo.

COMENTARIO

Brian Michael Bendis continúa su novela de Superman en esta colección con otra pieza pequeña pero interesante del mosaico que está formando. Se atreve a darnos en un vistazo del pasado y algo de información acerca de Rogol Zaar y de cómo este estuvo implicado en guerras entre las gentes del planeta Tamaran y las del planeta Thanagar, estos últimos como siempre, a la greña con todo el mundo.


El episodio avanza poco por tanto, pero apunta temas interesantes que se irán desplegando en tiempos venideros, especialmente parece que coge fuerza la trama relacionada con el pasado de Rogol Zaar y se aparcan otras relacionadas con el paradero de Lois y Jon, que quedan aquí como parte de la motivación del héroe y trasfondo de la historia.

No deja de ser curioso también como las tramas desplegadas en Action Comics quedan aquí aparcadas, igual que allí se aparcan las de esta serie. Algo bueno para la lectura de estas aventuras como un todo y no tan bueno para la continuidad del personaje. Sea como sea es lo que hay, y no impide el disfrute ni de una ni de otra.


Muy desaprovechada la aparición del Hombre Nuclear, visto lo anunciado de su aparición, cabía pensar que el villano de Superman IV sería utilizado y redimido por Bendis de alguna forma interesante, pero no. Se lo ha pulido en menos que nada y su aparición y espectacular diseño de Ivan Reis se ha quedado en un guiño gracioso. Una pena, porque hubiera estado genial verle en una pelea como Dios manda con el Hombre de Acero. No hacía falta que hubiera utilizado la visión reparadora de murallas chinas, pero sí habría molado una buena pelea de superseres como mandan los cánones. En fin, lo dicho. Una pena.


En el apartado gráfico Reis sigue absolutamente espectacular. Si tenemos algo de suerte y los planetas están alineados de forma correcta, quizá le tengamos todo el arco de Bendis. Al menos el primero. Si ese fuera el caso, hasta el guión se quedaba en un segundo plano. Solo por ver el arte de este señor estaríamos ante uno de los mejores comics de Superman de las últimas décadas y un clásico instantáneo.


En definitiva, el Superman de Bendis sabe a poco una vez más, lo cual es bueno ya que nos deja con ansia de volver el mes que viene a por una nueva dosis y aporta un interés a la cabecera que no se veía desde hacía mucho, mucho tiempo. El único riesgo que corre es que esta apuesta por el largo plazo al final, no nos compense y la historia no esté a la altura, pero incluso en ese caso, solo por ver los dibujos de Reis, el invento ya valdría la pena.

¡Suscríbete a mi canal de YouTube aquí mismo!


Puedes comentar esta entrada y seguir todas las noticias de Superman actualizadas al momento en nuestra página de Facebook.

1 comentario:

  1. Yo tengo la impresión que no hemos visto el final del Hombre Nuclear...

    ResponderEliminar