lunes, 10 de febrero de 2014

THE NEW ADVENTURES OF SUPERMAN, LA SERIE DE ANIMACIÓN DE FILMATION

En 1966, Filmation Asociates era una pequeña compañía dedicada básicamente a la animación para publicidad. Sus incursiones más allá de eso no habían sido muy afortunadas, y su cartera de proyectos suspendidos por falta de financiación hacía bastante complicada la continuidad de la empresa. Sin embargo, el encargo del editor Mort Weissinger de una serie de “Cartoons” dedicados a Superman, constituiría el primer gran éxito de la compañía y el pistoletazo de salida para décadas de dibujos animados que marcarían a una generación entera.

Para la historia de Superman, se trataría de la primera serie de animación que verdaderamente se basaba en los cómics del personaje y donde por primera vez aparecían animados personajes como Jimmy Olsen, Lex Luthor, y toda la panoplia de villanos y secundarios de los cómics del momento.

ORÍGENES

Mort Weissinger siempre había estado convencido de que la perdurabilidad de la temática de los superhéroes y por tanto el éxito de Superman no podía durar más allá de un cierto tiempo. Paradójicamente, su trabajo consistía en asegurar justamente lo contrario. De este modo, el veterano editor estableció en los cómics un universo en constante crecimiento pero sin demasiada evolución, capaz de garantizar la longevidad de la gallina de los huevos de oro. Además, siempre se preocupó de acercarse al máximo a los gustos de los que él pensaba eran su público objetivo: los niños.

Una serie de dibujos animados parecía lo opción ideal para ello. La versión en imagen real de George Reeves empezaba a quedar atrás en el tiempo y a los seriales de radio hacía mucho que la televisión les había ganado la batalla. Además, a la altura de 1966, muchos elementos se habían añadido a la mitología de Superman y ninguno de aquellos productos reflejaba esa evolución. La idea por tanto de una nueva incursión de Superman en el mundo de la animación, no era por tanto descabellada. Pero la cuestión no era solo hacerla, sino además, hacerla barata.

Cuando hoy en día se menciona a los estudios Filmation, para muchos de los que crecimos en los setenta y ochenta significa mencionar un buen puñado de series que a pesar de sus muchas y acusadas carencias técnicas, constituyeron verdaderos clásicos del género. Sin embargo, en 1966, nadie conocía a esta compañía. Había sido fundada en 1962 por Lou Scheimer y  Hal Sutherland, dos veteranos de la animación que habían decidido trabajar por su cuenta y a los que se añadió el productor (Antiguo DJ y hombre para todo) Norm Prescott. Habían trabajado en publicidad e incluso en cine, pero cuando recibieron la llamada de DC Comics, las finanzas de la compañía no pasaban por un buen momento. Sus instalaciones consistían en un estudio vacío, un maniquí por recepcionista, y unos cinco mil dólares en deudas.

Prescott acudió a Nueva York a entrevistarse con Weissinger y otros miembros del Staff de la editorial. Ellos eran la opción más barata y tenían muchas posibilidades de hacerse con el encargo, pero antes de contratarles, la editorial quiso enviar a un delegado para que viese sus instalaciones. Dado que los únicos animadores de los que disponían en ese momento eran los propios Scheimer y Sutherland, estos tuvieron que pedir a colegas del mundo de la animación, familiares, amigos e incluso a actores de doblaje que fingieran trabajar en su estudio para convencer al delegado de que eran una empresa capaz de afrontar el trabajo.

Increíblemente, el engaño salió bien y Filmation recibió el  encargo de la nueva serie de animación de Superman, pero el presupuesto adjudicado de 36.000 dólares era una cifra extremadamente ajustada para un producto de aquellas características.

Para conseguir viabilidad con el ajustadísimo presupuesto, se desarrollaron para la serie los “trucos” que se convertirían en marca de la casa hasta sus éxitos de los años 80. Escaso movimiento de los personajes, repetición de planos y de fondos hasta la saciedad, y una muy escasa duración de cada corto (seis minutos). Pese a todo ello, las serie de Superman fue un completo éxito que arrasó en EEUU.

EMISIÓN Y CARACTERÍSTICAS

La serie comenzó a emitirse el sábado 10 de septiembre de 1966 a las 11 de la mañana y su duración era aproximadamente media hora. Para conseguir esa longitud se emitía un primer corto de Superman, otro de Superboy y finalmente cerraban nuevamente con el Hombre de Acero. De este modo, la primera temporada contó con treinta y seis cortes de Superman y dieciocho de Superboy. La serie tenía un encabezamiento pegadizo con música del compositor John Gart (hoy fácilmente localizable en YouTube) bastante similar al que habían tenido los seriales de radio e incluso la serie de George Reeves, perpetuando muletillas clásicas como “faster than a speeding bullet” o “more powerful than a locomotive” entre otras.


La participación del productor ejecutivo Allen Duchovny, veterano de las producciones de Superman fuera del cómic, ayudaría a que se dieran estas similitudes (algunos llegaron a considerar a la serie una puesta al día del serial de radio) así como a recuperar a los actores clásicos que habían interpretado a los personajes. De este modo, Clayton “Bud” Collyer le puso una vez más su voz a Superman (sería la última) y perpetuó sus frases míticas como “This is a Job for... Superman” (con su famoso cambio de entonación para pasar de Clark Kent a Superman) o “Up, Up, and away”, que tantos quebraderos de cabeza ha dado a los traductores de la serie al español.
Otros actores también retomaron sus papeles del serial de radio. Así Joan Alexander sería de nuevo Lois Lane y Jason Beck volvería a prestarle su voz a Perry White y al narrador de la serie. Sin embargo, ambos fueron sustituidos tras la primera temporada por Julie Bennet y Ted Knight respectivamente.

En cuanto a los argumentos de los cortos eran, como no podía ser de otra manera, increíblemente sencillos y pensados para un público infantil, sin embargo estaban directamente inspirados en lo que se hacía en los cómics de aquellos años e incluso supervisados por el mismísimo Mort Weissinger en persona. Tanto era así que el principal guionista de la serie fue George Kashdan, mano derecha de Weissinger y editor de Action Comics desde finales de los años cuarenta. Con todo, se consiguió un aire muy similar a los cómics de la época aunque con algunas diferencias. Así, algunos villanos, como Luthor, eran muy similares a su versión en las viñetas pero otros, como Brainiac o el Parásito, se mostraban sensiblemente diferentes.

Por lo que respecta a los cortos de Superboy, y al igual que ocurría en los cómics, la acción se trasladaba a Smallville con las consiguientes apariciones de los Kent y de Lana Lang. Pero sin duda la aparición más relevante de los cortos de Superboy fue la de Krypto, el superperro, que aumentó notablemente su popularidad gracias a esta serie. 

SEGUNDA TEMPORADA

El éxito cosechado por la primera tanda de capítulos, aseguró una segunda temporada de la serie que empezó a emitirse a partir del 9 de septiembre de 1967 con notables cambios con respecto a la primera. En primer lugar, la duración del show pasó a ser de una hora, y para cubrir esa duración los cortos de Superman y Superboy pasaron a estar acompañados de las aventuras del rey de Atlantis, y es que en aquellos años, Aquaman vivía una auténtica edad dorada en cuanto a su popularidad.

Así, la serie se convierte en “The Superman/Aquaman hour of Adventure” con los héroes acuáticos de DC como protagonistas de treinta y seis cortos, mientras que Superman y Superboy se quedan con dieciséis y ocho respectivamente. Las emisiones restantes se llenaban con repeticiones de la primera temporada.

Pero eso no fue suficiente para los entusiasmados responsables de DC Comics que vieron en los programas infantiles del sábado por la mañana la manera de llegar al público infantil de un modo que nunca antes habían conseguido. Así, a los anteriormente mencionados se añaden personajes como Green Lantern, Flash, Hawkman, Atom y aventuras en grupo tanto de la Liga de la Justicia como de los Jóvenes Titanes, si bien cada uno de estos tendría únicamente tres cortos que irían apareciendo alternativamente en la serie.

La mayoría de estos personajes, plana mayor del universo DC de la edad de plata, nunca habían sido representados antes en animación, por contra, llama la atención la ausencia de Batman (compensada la temporada siguiente) y Wonder Woman (curiosamente Wonder Girl sí aparecía en los cortos de los Titanes).

El éxito de todos estos personajes hizo que se pusieran en marcha planes y pilotos para animaciones de Metamorpho, Wonder Woman y Plastic Man (quien sí llegaría a tener serie propia pero más de diez años después y de la mano de Ruby – Spears). Sin embargo, el acaparador éxito de la serie de imagen real de Batman en aquellos años dio al traste con estos proyectos y convirtió a la serie en su tercera temporada en “The Superman/Batman Adventure hour”. Curiosamente los segmentos de Aquaman se remontarían con formato de media hora y serían emitidos a partir de 1967 como serie independiente.

EL FINAL

“The Superman/Batman Adventure hour”, fue la primera vez que el hombre murciélago aparecía en una serie de animación. Aunque el estilo de estos cortos era idéntico al de la serie de Adam West, ni éste ni Burt Ward le pondrían la voz a los personajes (lo harían en el futuro, en la serie de 1977 también de Filmation) y la tarea recayó en Olan Soule y Casey Kasem, que repetirían en numerosas ocasiones a lo largo de los años 70.

La temporada se inició el 14 de septiembre de 1968 y nuevamente contó con dieciséis cortos de Superman, ocho de Superboy y treinta y cuatro de Batman, algunos de los cuales se agrupaban de dos en dos, para contar una historia.

Desgraciadamente para la serie, también en 1968 Peggy Charren y Judy Chalfe fundaron en Massachusetts la ATC (Action for Children's Television), una asociación que se preocupaba por el, según ellos, excesivo nivel de violencia en las series para niños. La serie de Superman y Batman se convirtió en el objeto de su ira (lo de ver como pegan puñetazos a meteoritos y dragones gigantes traumatiza fijo, ya se sabe). La presión contra ella pronto empezó a ser molesta tanto para DC como para la CBS, cadena que emitía el show, y pese a su más que notable éxito entre el público, la serie sobrevivió solamente un año más, con una cuarta temporada que consistiría únicamente en reemisiones de episodios de Superman y Superboy en un formato de media hora idéntico al de la primera temporada.

Con todo, a pesar de su abrupta cancelación y su escasa calidad de animación, la serie de los estudios Filmation creó toda una generación de fans de Superman y del universo DC que quedaron marcados por aquellas emisiones del sábado por la mañana. Fuera de Estados Unidos, la serie llegó a multitud de países (en España fue emitida en los años 80 por algunos canales autonómicos) con desigual formato pero repitiendo casi siempre su éxito. En la actualidad, la serie sigue repitiéndose en algunas cadenas como “Cartoon Network” y existen ediciones en DVD que recopilan los cortos de Superman (no los de Superboy, que se quedaron fuera por los problemas de derechos del personaje), Batman, Aquaman y una edición recopilatoria de todos los demás superhéroes que aparecieron en el show.


Un artículo de Antonio Monfort Gasulla para www.supermanjaviolivares.net

Puedes comentar esta noticia en nuestra página de Facebook.

7 comentarios:

  1. javi buena reseña!
    y a salido un nuevo rumor sobre metallo!!!

    ResponderEliminar
  2. Fantástica clase de historia.
    Gracias Antonio.

    ResponderEliminar
  3. que trabajo más completo !!! me encantó !!!!!

    ResponderEliminar
  4. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  5. Mira Agustina, las cosas se pueden decir con educación o como tu las dices. Sin insultar a nadie resultas sumamente despreciativa con tus palabras. Hasta que no aprendas a cambiar el tono de tus discursos y ser más y ser menos inquisitiva, aquí lo vas a tener muy mal para comentar.
    Un saludo

    ResponderEliminar
  6. Gran post!!! Muchas gracias , haceis un trabajo magnifico!! Un placer entrar es esta pagina!!

    ResponderEliminar